Viña de Martino, los vinos chilenos que buscan conquistar a México

Viña De Martino busca cautivar el paladar mexicano para que los comensales elijan hacer maridajes con la deliciosa gastronomía mexicana y estos vinos chilenos. Estos vinos han ingresado recientemente a México en restaurantes y hoteles.

“Prácticamente nuestros vinos son gastronómicos, vinos que no son pesados ni compiten con un plato, sino que simplemente armonizan y acompañan un platillo, enriqueciendo su sabor y aroma”, señaló Cristian M. Castro , Director de exportaciones para Latinoamérica y el Caribe en Viña De Martino.

El Vino rosado Gallardía Cinsault Rosé 2015, de bodegas De Martino, se considera un vino muy interesante y elegante, rico a nivel de acidez, con aromas a flores y es una bebida muy versátil en cuanto a maridaje, por lo que va bien con platillos de comida mexicana como los escamoles, los chapulines, los gusanos de maguey y los chiles en nogada.

“Al mexicano le da un poco de miedo maridar este platillo por la cantidad de aromas, sabores y texturas que tiene el plato en boca. Pero es un platillo que necesita un buen nivel de acidez para que limpie el paladar”, agregó señaló Cristian M. Castro , Director de exportaciones para Latinoamérica y el Caribe en Viña De Martino.

Este vino está disponible en la ciudad de Oaxaca (en cocina Oaxaca), en el restaurante Blanco Colima y en la Ciudad de México en Biko y Quintonil. También lo puedes encontrar en la tienda de Acento de Paulina Vélez.

El otro vino se llama Viejas Tinajas y con esta bebida se busca retomar costumbres tradicionales de la forma en que se hacía el vino hace 500 años, en tinajas de barro antiguas que ayudan a fermentar el vino de manera natural sin agregar levaduras, lo que le da una complejidad de sabores y aromas de frutas frescas rojas y un equilibrio de acidez y dulzor mezclados con los olores de la tierra húmeda. Este vino se marida bien con platillos de carne blanca, ensaladas de frutos secos o rojos, empanadas, platos grasos y condimentados.

Cristian Castro, Director de Exportaciones para LATAM y el Caribe de la bodega chilena, visitó México para promover una mayor penetración de sus etiquetas, como de la colección Single Vineyard, selección limitada de vinos de alta gama provenientes de viñedos exclusivos. Dentro de esta colección destacan: Alto Los Toros, Alto de Piedras, Las Cruces, Vigno y Limávida. Comenta que el reto a 5 años calculado para México, desde su lanzamiento, es colocar 15 mil cajas  por año. Actualmente la producción total de la bodega es de 200 mil cajas de 9 litros para distribución mundial.

Viña De Martino, fundada en 1934 por Pietro de Martino en Chile, actualmente es dirigida por la tercera y cuarta generación de la familia, quienes han demostrado un gran compromiso con la producción de vinos desde hace 80 años.